30 de mayo de 2012

Divididos entre Mil vidas

Así somos, 
entre la brecha de la práxis y la mala práxis 
de unas cuantas sinapsis -interrumpidas-




Dislocando cada síntesis en búsqueda de una paráfrasis
perdida, 
escondida en ínfimas y recónditas gotas incoloras,
 inacústicas, insípidas y autoflajelantes.

Así somos cuando morimos por haber vivido, 
cuando comimos de altibajos más profundos, 
de rincones, 
de suburbios podridos, 
de calles y faldas, 
esquinas y palabrerías.

Así somos, de sonrisas remendadas, 
de almas medio quebradas, 
de miradas desajustadas, 
de palabras desgajadas como migajas, 
como desboronadas, como juntadas a rastras.

Somos y venimos con palabras que no terminan de salir, 
que no terminan de huir, 
que se quedan perplejas en la cabeza, 
estancadas en esa maldita brecha.

-Y aunque divididos entre mil vidas, podríamos llegar a ser la misma porquería-

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta.me.