23 de diciembre de 2011

No me creas tanto.

Ni después de tantos besos dislocados,
ni después de tantos textos medio frustrados...



No te culpo si no crees,
No te culpo si no me crees,
soy una prosa difusa, con líneas suicidas,
un altibajo andante,
que te la pone dura,
que te la toca y te la suda.

Puedes llevarme a tu cielo,
y seguirá siendo un pedazo de mi dulce infierno.





No te culpo si quieres más,
no te cupo si me quieres de-más,
soy una cara bonita de ganas infinitas
que te la sigue poniendo dura,
que no te la deja hasta acabar con la duda.

Puedo creer que te creo,
pero no me creas tan pareja  que resulto siempre demasiado dispareja.

Y Aún cuando te digo que no soy todas estas letras, no me creas!


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta.me.