31 de agosto de 2010

4pm para escribir




y si no ha pasado nunca en la historia,
entonces sería la más grande-gorda y apestosa Mentira Egendrada por ese Fulanito Supraterrestre.
Es mentira que el brillo estelar de mis embrigados pasos iba a durar con tan sóla una de las puras.
así que desperté hoy con la última estella de escarcha que conservan mis ojitos,
para rebuscarme y no perderme en la cruel pesadilla de dormir sin dormir,
inmsomnio es que le llaman, no?
bajo la pesadilla de mentir sin nisiquiera hablar
mitomania es que le dicen, no?...

Somos la Mentira Magistral, como cuando te crees la Reina de Horas pero sólo por horas,
sólo reina en ese tiempo totalmente caduco, falso y divertido.

Demencia en tiempesitos donde somos reinas y las de las bellass,
comandando desde miles de antojos hasta reservas de sobriedad para abarrotar.

Pasa el tiempo (Y sigue pasando) y todo lo que importa es no tragarse ni cruda ni fría mi cucharadita de megalomania bajo efectos de abstinencia.

Soy mentira cuando digo existo para ustedes si tan sólo puedo con mis pares y yo.
Soy hecha de la mentira más esbelta, aterciopelada y perfectamente empaquetada (claro, con defectos anatómicos pero nada más).
Mentira de verdad, y soy la verdad de la mentira.
entonces, mejor no me Eligas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta.me.