27 de marzo de 2010

Agria Ausencia y Tenue Desesperanza.





En 48 horas se me ha disipado ya el sabor de tu boca, el tacto de tus dedos, el escandalo de tus ruedas y el aroma insaciable de tus brazos y yo tendida sobre ellos...
En horas se entiende, en más hora se comprende,

se arma y se vuelven a juntar las estillas que hacen de todo esto semejante tablón de la pura y tierna madera.

En horas me punzan las astillas en los dedos y la ausencia en los labios,
en las caderas y en cada esquina del cuerpo.
48 y yo tan sólo con 18 para seguir corriendo ferózmente trás el paso del chimpacé furico que me hace temblar, que me ha despertado la magia y me ha deborado cualquier desvio visual que pudiese existir entre estos ojerosos Ojos.
En DOS DIAS pude comprender que esta habitación apesta a exquisita locura pero se necesita más de ella agarrandome las manos y sujetando mi cintura, se necesita Más... siempre Más Cariño.
Esta habitación con luz a tenue desesperanza por la agria ausencia pero soldando cada esquina, puliendo cada aspera cuenta de esta sucesión.
Tengo locura y ternura, soberbia y cordura, inclusive me quedan chorros de amargura y deprave;pero vengo de las adicciones y de drogadicciones también, así bien... te quiero conmigo y debajo de mi al mismo tiempo que termine de pulsar la tecla que culmine esta delirante y soberbia llamada escrita
que cuenta como destinatario: el Chico "Retina de mis Ojos"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta.me.