13 de enero de 2010

Vive, pero después amame


             un poquito más que ayer...

Anda, sal a la calle y vive tu largo día mientras yo vivo el mio

y veo dentaduras imperfectas.
mientras pienso un poco en ti y bastante en lo que días atrás ya no me hacia tanto 
remolino en la cabeza.

Camina y vive tus pasos, comete los minutos y si puedes
no me olvides cuando la tarde cae 
y se lleva consigo el brillo de la radiante bola de fuego.

Anda, vive bastante que yo con sólo pensar en ti podria subsistir algunas horas más.mientras la birra se acaba y la paciencia del lugar me comienza a agotar.

Ahora que llegas siéntate, junto a mi si es que tus pies quieren llevarte
hasta donde yo estoy.
O de lo contrario siéntate e imaginame
tan bella, tan sigilosa y enamorada de que el viento me hable
de una y otra dimensión que desconozco.

Hablame sobre tus viajes, 
sobre tus pasos y las calles que has pisado.
Cuéntame de tus sueños húmedos y secos también
hablame Chico que quiero saberlo todo
pero antes de que continues, dime sólo lo que me interesa escuchar...

Dime que francamente no soy pan comido y que tus piernas se mueren por amarme
noche trás noches
así como tus labios se lo dicen a los mío
y tus dedos a mis ojos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta.me.